miércoles, 6 de abril de 2011

OTRO MUNDO ES POSIBLE

…”Pero aunque los recursos dominantes del poder ahoguen las ideas discrepantes, existe un pensamiento alternativo con defensores incluso en las instituciones de más alto nivel. Se multiplican los libros, los informes y las reuniones científicas que argumentan poderosamente que otro mundo es posible, como proclamaron los antiglobalizadores en Porto Alegre (Brasil), y después en el Foro de Barcelona (junio 2001) para dar respuesta a la Conferencia del Banco Mundial y del F.M.I., instituciones que prefirieron renunciar a la celebración prevista.

Entre otras conclusiones, en ese Foro se reivindicó el control democrático en las grandes decisiones económicas mundiales (pues ¿Quién ha dado el poder que se han tomado unos jefes de gobierno en el G-7?), se alertó sobre el destrozo del medio ambiente en aras de mayores beneficios empresariales, se criticó la situación del comercio internacional y se trataron tantos temas imposibles de abarcar aquí, pero de los que, a modo de resumen, subrayamos una conclusión significativa: mientras que la minoría globalizadora casi limita su interés a los mecanismos y resortes económicos que afectan a sus beneficios y operaciones especulativas, la gran mayoría oponente se inquieta por lo que importa a la vida humana en todas sus dimensiones, desde el escenario natural a la educación y perfeccionamiento de las personas, desde el hambre a la actividad creadora, desde la justicia a la solidaridad, desde la ciencia al placer.

Una vida en plenitud, no reducida a menores horizontes económicos, lo que exige otro mundo más vasto que el financiero. Otro mundo es posible: un mundo para todos porque es de todos, no sólo para los instalados en la ascendente barquilla del globo.

Esa reclamación vital de otro mundo es posible desenmascara la perversión radical de la ideología globalizadora, empeñada en hacernos creer que para llevarnos a todos a la prosperidad bastará con manipular los mercados y las finanzas mundiales mediante operaciones económicas y especulativas, como si todo lo demás de la vida viniese dado por añadidura. Es una creencia auténticamente fundamentalista, como la religiosa que pone todo lo de este mundo al servicio de la predicada vida eterna o como la fe nazi en la superioridad de una raza salvadora del mundo. 

Y, como toda fe, esa creencia cegadora impide a sus fieles ver lo que tienen ante sus ojos. Por ejemplo, al mendigo que pide limosna a la puerta de un mercado en el que no se molesta en entrar porque carece de dinero y no obtendrá nada. Una persona, prueba viviente de que el mercado no es la libertad.”

Paginas: 77, 78 y 79 del libro de José Luis Sampedro. El mercado y la globalización. Primavera 2002.

El libro acaba con estas palabras:

Como cantó Neruda: “No es hacia abajo ni hacia atrás la Vida”.

Noticias relacionadas: 

Sampedro escribe el prólogo de "¡Indignaos!" de Stéphane Hessel. En periodismohumano.com

Sampedro se indigna y reacciona. En el País.com

Y una canción del grupo Ska-P

14 comentarios:

felicitat dijo...

Bonita entrada. El mejor regalo que le hacemos a la naturaleza, y con esto incluyo al medioambiente, es sabernos parte de ella, y compartir con ella nuestras ilusiones y esfuerzos. Nos hemos dedicado a apartarnos de ella, como si no fuera con nosotros, la necesitamos, nos necesita. Besos.

El Drac dijo...

Creo que está demás que digamos nada, si nadie o muy pocos nos secundan; se han vertido 11,500 toneladas de agua con radioactividad al mar, y nos quedamos callados a pesar que sabemos que es causa de muchos males congénitos, cáncer, tumores, leucemias, ¡¡nos quedamos callados! a pesar que la radiactividad dura cientos y miles de años y va con el aire y el agua y se incluye en las cadenas alimenticias pasándose de unos a otros hasta que acaba su ciclo letal. Todo es tan absurdo

MariluzGH dijo...

Pues digo como El Drac, aquí estamos callados todos como putos conformistas ante las miles de toneladas de agua radioactiva que han vertido y siguen vertiendose en Japón...
Estoy convencida de que otro mundo es posibles, sí... pero no con nosotros, los humanos, como habitantes :(

dos abrazos, noche

mariajesusparadela dijo...

Yo he comprobado que otra forma de vivir es posible. Y, además, integrándonos en la naturaleza vemos un poquito más allá.
No conozco otra forma mejor de predicar que con el ejemplo.

Noche: el mundo te necesita, te estás convirtiendo en "el pepito grillo" de los blogs. Y la concienciación es siempre imprescindible.

Carmela dijo...

Noche estoy totalmente de acuerdo con Mariajesús, eres una voz poderosa que canta con fuerza a la vida.
Yo solo espero que reaccionemos a tiempo y creo que aún es posible.
Una entrada estupenda.
Un beso

MAMÉ VALDÉS dijo...

Espero que "Otro mundo sea posible" lo digo por el bien de todos, un saludo.

Anna Jorba Ricart dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
La viajera mas lenta. Madrid Paper Art dijo...

Claro que si!!! Hay otro mundo posible, mejor, y hay muchas personas que quieren hacerlo posible!!. Los políticos una vez mas van por detrás de los acontecimientos y crean problemas en vez de resolverlos...

Gracias noche por hacerte eco y compartirlo!!

Muchos besos!!!

curro dijo...

Otro mundo es posible? Pues quizá, pero no semoa hipocritas, porque tendriamos que volver a la edad de piedra, donde solo se comia, chingaba y dormia. Ahora que bien pensao, no se yo, porque lo mismo no estaba tan mal. Un saludo

emejota dijo...

Es cuestión de dos buenas dosis una de sensibilidad y otra de inteligencia. No se, no se, como no nos lo machaquen mucho los medios de comunicación......veo difícil que a nivel global ello sea posible. Un fuerte abrazo.

ana dijo...

estamos acabando con este mundo de tanto maltrarlo, otro mundo lo veo difícil ante tanto egoismo.

un abrazo gordo y gracias por tus visitas-

Ibso dijo...

Se me han saltado las lágrimas pensando que uno de esos niños podía ser mi propia hija. Quizás de algún modo lo sea y por eso me siento así. Yo creo en ese otro mundo, donde las ganancias de unos pocos no marquen el camino de un futuro sombrío, donde los hombres y mujeres del mundo se indignen con las atrocidades cometidas, donde sepamos valorar la vida basada en la justicia y en el compartir lo que se tenga. NO a la condena de un ser humano programado para consumir, engañado e insensibilizado con promesas de bienestar basadas en la muerte, en la extinción. SI a personas que puedan vivir con menos para que otros sobrevivan con algo, luchador@s incansables por la dignidad, la equidad, la justicia y LA VIDA.
Un abrazo.
Ibso.

Curiyú dijo...

Una ideología salvaje, que no da lugar a las diferencias, y que sin embargo, las remarca a la hora de "discriminar". Un abrazo.

larubia dijo...

Se está destruyendo la naturaleza poco a poco, por el egoísmo de los más poderosos, no piensan en los que van a vivir después de ellos.

Después de tantos desastres, contaminando los mares, quedándonos sin el corazón del Amazonas… explotando y abusando de los más desamparados… la naturaleza se esta revelando con muchas catástrofes.

Deseo que exista otro mundo y no exista este egoísmo. Se tendría que aprovechar y valorar otros recursos.

Perdón, tanto me enrollo y que se me mezclan las ideas, jejeje ; )

Besos.